Peleó con su hermano por un chancho y lo mató a machetazos

La víctima fatal había sufrido heridas cortantes en abdomen y tórax. Agonizó tres días y nada pudieron hacer por salvarlo.

Julio César Risso Patrón era un pequeño productor de 57 años y vivía en el paraje La Guanaca –departamento Pellegrini-. Peleó con su hermano por un chancho. Fue atacado con un machete y falleció luego de una larga agonía. 
La tranquilidad de una familia, que se dedica a la cría de ganado menor, se interrumpió en horas del mediodía del domingo último. Risso Patrón y su hermano, identificado como Héctor Elpidio Correa –de aproximadamente 50 años- iniciaron una discusión. 
Los hermanos habrían comenzado a insultarse mutuamente y se amenazaron de muerte, por diferencias personales que venían manteniendo desde hacía un tiempo por el robo de un chancho desde el corral. 
La acalorada discusión fue subiendo de tono y mientras los familiares trataban de tranquilizarlos, los hermanos tomaron un machete cada uno e iniciaron una violenta pelea. Correa sufrió dos cortes profundos en el rostro y en la frente. 
Mientras que Risso Patrón sufrió dos machetazos: uno en el tórax y el otro en el abdomen. Ambas heridas de arma blanca eran profundas. De inmediato, fueron trasladados al hospital zonal de Nueva Esperanza –distante a unos 50 kilómetros desde La Guanaca-. Correa quedó internado en observaciones. 
Por su parte, su hermano tuvo que ser derivado de urgencia al hospital Regional Dr. Ramón Carrillo en la ciudad Capital. Fue internado en la Unidad de Terapia Intensiva, donde se determinó que presentaba lesiones internas que comprometieron órganos vitales. 
 Fue intervenido quirúrgicamente en dos oportunidades. Pero Risso Patrón no pudo superar las heridas que presentaba y finalmente, cerca de la hora 0.30 de ayer, falleció. Había sufrido una falla multiorgánica; que finalmente le costó la vida. 
De inmediato, se alertó de la situación a la Unidad Fiscal de la circunscripción Capital interviniente en el caso, que dispuso que el cuerpo de la víctima fatal sea trasladado a la morgue judicial, donde se le practicará la autopsia correspondiente. 
Por su parte, los efectivos de la Comisaría Comunitaria 32 de Nueva Esperanza iniciaron las pesquisas pertinentes sobre los pormenores del caso. Se secuestraron diversos elementos para ser analizados por los uniformados. 

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s